Tener sexo o hacerle esperar: esa es la cuestión.

Mi amiga María tiene su propia versión sobre cuándo tener sexo por primera vez con un hombre.

Ella dice que hay parejas que primero hablan y luego tienen sexo… y hay otras que primero tienen sexo y después hablan.

La cuestión es que muchas mujeres nos trabamos en cuanto al momento exacto en el que debemos tener sexo con un hombre, por aquello de que no piensen que somos fáciles, crearnos mala reputación o que nos reste posibilidades a la hora de formalizar la relación.

Hoy en Ser Seductora hablamos de sexo. No es una masterclass sobre el Kama Sutra ni nada que se le parezca, pero sí es una de las reflexiones más importantes que puedas llegar a leer sobre cuándo debes acostarte con un hombre por primera vez. (Aunque, para empezar, la palabra “deber” no es que me guste demasiado)

Lo que en teoría se debería hacer.

Hay expertos que recomiendan comenzar a mantener relaciones sexuales a partir del tercer mes de haber conocido a un hombre, pero seamos sinceros, en pleno siglo XXI, a menos que tengas 15 años, esperar 3 meses a tener sexo se me hace poco realista.

Las razones de estos expertos se basan en que los hombres no se conectan emocionalmente con la misma facilidad que lo hace una mujer.

Para ellos el sexo es una fuente de placer que no tiene porqué acabar en algo más serio,  mientras que para la mujer, mantener relaciones sexuales con el mismo hombre, tarde o temprano desembocará en pensamientos e ideas románticas que quizás nada tengan que ver con la realidad de la relación que llevan.

Otra de las razones por las que no aconsejan el sexo antes de este plazo es la inseguridad que despierta en el hombre.

Para un hombre, una mujer que tiene sexo rápido es más propensa a ser infiel en un futuro. La idea de que pueda ser igual con todos los hombres revoloteará siempre en su cabeza por mucho que se esfuerce en evitarlo. Total, que aceptar la libertad sexual de la mujer sigue sin ser fácil para la mayoría de ellos.

Y ahora vengo yo con mi opinión.

Tener que contar los días para mantener relaciones sexuales con un hombre que me gusta, que me atrae física y sexualmente y con el que además salgo de forma regular se me hace muuuuuy cuesta arriba. (Imagino que para ti también).

Por lo tanto, mi consejo para el día de hoy es: ten sexo cuando realmente estés segura.

Cuando tu intuición y tus emociones te digan que estás con el hombre que quieres estar, será el momento perfecto.

Tómate el tiempo que necesites para conocerlo y saber que es sincero en su forma de actuar contigo. Da igual si hace un mes o una semana que lo conoces, para tener sexo lo importante es que lo hagas sin ningún tipo de  presión o pretensión de complacer y agradar a costa de tus propios deseos.

No hace falta aclarar que no tiene sentido intentar retenerlo o conquistarlo a base de sexo, porque como ya he dicho en otras ocasiones se necesita mucho más que eso para que un hombre quiera quedarse a tu lado.

Tu forma de actuar después de haber mantenido relaciones sexuales con un hombre determinará en la mayoría de los casos que la relación siga adelante o no.

No permitas que te juzguen ni antepongas tus necesidades a las de nadie. Si te sientes bien contigo misma, sin culpas ni remordimientos, todo va a estar bien, pase lo que pase.

No te frustres ni te deprimas si después de haber mantenido sexo un hombre se aleja, cada quién es libre de alejarse de otra persona si considera que debe hacerlo. Si quiere irse tiene la puerta abierta.

Por último, no es verdad que nos dividimos en “mujeres para tener sexo” y “mujeres para casarse”. En cualquier caso nos diferenciamos en “mujeres que saben lo que quieren y se sienten seguras con sus decisiones” y “mujeres que acceden a los deseos de los demás y después se arrepienten de la suerte que corren”.

¿Estás de acuerdo con esta reflexión? ¿Te has sentido juzgada alguna vez después de haber mantenido sexo?

También te puede interesar