¿Cómo conseguir que te pida una cita?

Esta es una de las preguntas que más me suelen hacer y una de las partes que quizás es más difícil conseguir: que un hombre te pida una cita cuando tú lo ves bastante parado.

Si soléis hablar por teléfono, chat o mensajes pero no dice ni una palabra sobre quedar en persona y no sabes como conseguir una cita con él, esto te va a interesar:

Como ya sabemos las relaciones de pareja no son una ciencia exacta y todo depende del interés y de las intenciones que tenga contigo el hombre que te gusta. Esto determinará que sea más o menos fácil conseguir la tan deseada cita.

No sé si habrás visto la película “Mi gran boda griega”. (Te la comento porque me sirve de ejemplo sobre como la picardía es comunmente más efectiva que las palabras directas). Pues bien, en una de las escenas, hay una conversación entre la protagonista y su madre en la que  la madre hace el siguiente comentario:

“El hombre es la cabeza pensante, pero ¿quién mueve esa cabeza?: la mujer, ella es el cuello que mueve la cabeza del hombre”.

Con esta frase que me hace mucha gracia, la madre intenta decir que no hay mejor forma de conseguir que un hombre haga algo que queremos que haciéndole creer que la idea ha sido suya, cuando en realidad nosotras lo estamos guiando para que tenga esa brillante idea.

Pues para conseguir que el hombre que te interesa te pida una cita es exactamente igual, debes hacerlo de tal forma que parezca que la iniciativa sale de él…que él sienta que ha dado el primer paso. Para ello lo que tienes que hacer todo el tiempo es provocar y tentarlo con algo a lo que sea difícil resistirse.

¿Quieres conseguir una cita? Provoca, provoca y vuelve a provocar.

Si lo conoces un poquito sabrás cuáles son sus gustos y te resultará mucho más fácil.

Por ejemplo: Si es de buen comer puedes decirle que tienes muchas ganas de ir a un restaurante del que te han hablado maravillas, y le explicas con todo lujo de detalles como son los platos, los vinos o los postres.

Ponle pasión, como si lo estuvieras viviendo, hazle sentir un deseo irremediable de probar todo lo que le cuentas,  pero no le invites a ir abiertamente ni insinúes que podríais ir juntos. Déjalo así y que sea él quién lo diga.

Si te dice, oye pues podríamos quedar un día!! le contestas ahh que buena idea! ¿porqué no? ¿que tal si vamos el viernes que hay tal oferta? (o lo que se te ocurra para darle la sensación de que ese es el mejor día)

Y cierras la “venta”, como se suele decir.

Después tienes la misión de hacer que la cita sea increíblemente divertida. Eso te lo expliqué en este otro post.

Los hombres no tienen un pelo de tontos, saben perfectamente cuando una mujer les está dando muestras de interés.

Así que si no te propone una cita, no insistas y por supuesto no seas tú la que lo haga. Déjalo para la siguiente ocasión y sigue provocando.

Esto también te sirve de filtro para saber si verdaderamente tiene algún interés en quedar contigo o la cosa se va a quedar solo en mensajes y llamadas puntuales.

Juega con él, que se divierta y se siempre tú la que deje las cosas un poco en el aire. Las conversaciones con doble sentido son muy buenas porque insinúas pero no hablas claro y además lo dejas pensando.

Provoca todo el tiempo, rétalo pero no prometas nada ni le pidas una cita abiertamente. Tu objetivo es que sea él quién se moje y dé el primer paso. ¿Has captado la idea?

Pruébalo siempre que tengas ocasión. Si aprendes a picarlo un poquito y motivarlo, te lloverán las citas.

También te puede interesar

formalizar relación

¿QUIERES UNA RELACIÓN ESTABLE Y YA NO SABES QUÉ HACER PARA CONSEGUIRLA?

Descubre en mi EBOOK GRATUÍTO "CÓMO FORMALIZAR UNA RELACIÓN" la forma de convertir tu relación de amigos con derechos en una relación de pareja estable y comprometida. 

Tu suscripción se ha realizado con éxito. ¡Bienvenida a Ser Seductora!